CIENCIA

¡LAS VÍCTIMAS DE LOS MOSQUITOS! ¿SABÍAS QUE LOS MOSQUITOS LAS ELIGEN?



Hoy a la hora de almorzar un mosquito se posó sobre mi acompañante, exactamente en la palma de la mano que sujetaba su cubierto, sin que ella lo percibiera, observe como el mosquito se abría paso lentamente como queriendo ser atrapado. El suave movimiento gestual que ella hacia al conversar no interrumpía la ingenua o fúnebre búsqueda que el mosquito hacía de algo incierto. Tuve que cortar la elocuente cháchara de mi acompañante, ya algo difusa por la atención que el atrevido mosquito causaba en mí, para decirle que un mosquito yacía en su palma, ella abrió la palma de su mano para descubrir al descarado mosquito sujeto con uñas y dientes, tuvo que sacudirlo con su otra mano varias veces para que el mosquito escapara con torpe vuelo para luego terminar estrellándose sobre mi plato.

Quizá suena gracioso, pero la verdad es que pareciera que estos diabólicos animalillos son mucho más inteligentes de lo que parecen.

Probablemente no sea el único que en alguna ocasión ha estado espantando insistentemente algún mosquito que flirtea con nuestros ojos o se sujeta cerca al aire que rosa la punta de nuestras narices, eso a pesar de encontrarnos caminando por largas cuadras. A qué se debe esto? A caso sabían ustedes que los mosquitos no pican a todas las personas por igual. A pesar de parecer de lo más curioso, es lo que ocurre en la realidad. Han notado que muchas veces alguien termina la noche con las piernas llenas de ronchas y su compañero más cercano no se lleva ni una sola lesión. Puede parecer una injusticia, pero la verdad es que los mosquitos eligen a sus víctimas. 


En primer lugar los mosquitos machos no pican, son las hembras las que lo hacen, y lo hacen porque la sangre humana les sirve para producir sus huevos. Los científicos han encontrado que los mosquitos huelen las sustancias que emite el cuerpo humano desde grandes distancias. Por ejemplo, cuando las personas tienen altas concentraciones de esteroides o colesterol en la superficie de la piel, los mosquitos pululan a su alrededor, y esto no necesariamente porque se alimenten de estos compuestos, sino porque puede que sean más eficientes procesando los mismos. También se sienten atraídos por las personas que producen mucho ácido (por ejemplo ácido úrico), sustancias fuertes que estimulan sus olfatos. La sustancia que mejor identifican los mosquitos es el dióxido de carbono, por excelencia. Sabías que la emisión de dióxido de carbono aumenta con la edad, es por ello que los mosquitos escogen a las personas mayores con predilección. Las embarazadas producen cantidades anormales de esta sustancia y también son de sus víctimas favoritas.

Otro elemento que los atrae son el movimiento debido al calor es por ello que si haces ejercicios en lugares abiertos es mejor que uses repelente, ya que a la vez se libera abundante dióxido de carbono debido a la respiración agitada.

Si no quieren ser víctima de estos diabólicos animalillos les dejo una lista con 10 de las cosas que provocan las picaduras de los mosquitos:
  1. Respirar: triste, pero mientras respiras emites CO2.
  2. No bañarte: mientras tu cuerpo tenga más suciedad, más les atraerás.
  3. Moverte: tus movimientos llamarán su atención, los mosquitos escogen a su víctima con más facilidad detectando su movimiento.
  4. Sudar: la transpiración baña el cuerpo de un cóctel químico, cargado de sal y humedad, que resulta muy atractivo para los mosquitos.
  5. Tener calor: los mosquitos buscan calor todo el tiempo, si tienes calor y tu cuerpo aumenta su temperatura, resultarás más atractivo para los mosquitos.
  6. Vestirte de colores oscuros: una investigación desarrollada en Japón demostró que los mosquitos tienen especial predilección por los colores oscuros. El negro y el rojo son los que más les llama la atención (¿tradición vampira?).
  7. Usar perfume o colonia: los aromas dulces y florales también les atraen en gran medida.
  8. Usar cremas o lociones “alfa hidroxi”: la mayoría de las lociones de este tipo contienen ácido láctico, que como vimos atrae mucho a los mosquitos.
  9. No lavar tus pies: extrañamente, los mosquitos son fuertemente atraídos por el mal olor de los pies.
  10. Comer mucho queso o beber cerveza: quizás aún más sorprendente, pero la misma investigación japonesa demostró que quienes habían comido demasiado queso y tomado mucha cerveza, terminaban la noche con más picaduras de mosquitos que los que no lo habían hecho.


About Miguel E. López

0 comentarios:

Publicar un comentario

Con tecnología de Blogger.