CIENCIA

EL HOMBRE QUE TODAS LAS REDES SOCIALES E INTERNET ODIA: MARTIN SHKRELI


"Las compañías que nos precedieron lo estaban prácticamente regalando. Teníamos que generar beneficios con este medicamento”; sostiene Martin Shkreli.

De la noche a la mañana el precio de la caja de Daraprim, un fármaco eficaz para el tratamiento de toxoplasmosis -una infección parasitaria que afecta regularmente a personas con SIDA y Malaria-, subió de los $13,50 dólares a los $750 dólares.

¿La razón?

A Martin Shkreli, director de la compañía farmacéutica Turing Pharmaceuticals, simplemente se le antojó subir el precio del medicamento Daraprim. En agosto de este año la compañía adquirió los derechos en Estados Unidos de esta pastilla que tiene más de 60 años de historia y siempre ha sido económica.

Producir cada pastilla cuesta $1 dólar, aunque según Shkreli, eso no incluye otros costos como los de marketing y distribución. Además, Shkreli defiende la medida diciendo que utilizará el dinero ganado por las ventas para financiar la investigación de nuevos tratamientos.

“Las compañías que nos precedieron lo estaban prácticamente regalando. Teníamos que generar beneficios con este medicamento”.

No es de extrañar que esta decisión haya levantado la ira en los medios y que el empresario de 32 años sea uno de los hombres más odiados del momento. Pero él se defiende y aseguró en el New York Times que “ésta no es la típica decisión egoísta de una farmacéutica para fastidiar a los pacientes. Sólo queremos mantenernos en el negocio”. Shkreli también dice que el Daraprim es un medicamento poco usado y que tan sólo hace falta consumirlo durante un año para que la toxoplasmosis desaparezca, por lo que el aumento de precio está justificado.

A raíz de una declaración hecha por la candidata presidencial Hillary Clinton, las acciones de la industria biotecnológica cayeron significativamente en Wall Street.

“Especular en el precio de esta manera, especialmente si se trata del mercado de drogas, es indignante. Mañana diseñaré un plan para terminar con esto”; dijo Hillary Clinton ante la acción tomada por Shkreli.

Hace un mes Shkreli fue demandado por Retrophin (otra firma biotecnológica de la que había sido parte) por $65 millones de dólares, tras descubrir que su única intención era la de inflar el precio de las acciones de la compañía para conseguir beneficios en su fondo de inversión MSMB Capital Management.

Con todo lo visto, sacamos de conclusión que ¡Este hombre es un verdadero bandido! 



Vía: Upsocl

About Miguel E. López

0 comentarios:

Publicar un comentario

Con tecnología de Blogger.